Consumir ajo y miel puede tener varios beneficios. En este artículo le informaremos qué propiedades nos traen tanto ajo como miel y por qué pueden tener un impacto positivo en nuestra salud si los tomamos con el estómago vacío. El ajo es uno de los ingredientes naturales utilizados en la cocina de nuestro hogar, su fuerte sabor se combina con otros condimentos para dar sabor a nuestro alimento diario. Sin embargo, más allá de ser un gran aliado en la cocina, este alimento ha sido valorado desde la antigüedad como uno de los mejores remedios para aliviar varias dolencias como se indica en este estudio.

La mayoría de sus virtudes se atribuyen a su contribución de alicina, un compuesto activo que favorece el control del colesterol alto, la presión sanguínea y otras afecciones del sistema cardiovascular.

Ingredientes

  • ▪ 1 taza de miel de abeja (335 g).
  • ▪ 10 dientes de ajo.
  • ▪ 1 tarro de cristal con tapa.

Estos son algunos de los beneficios más importantes de la combinación de ajo y miel.

  1. mejora la circulación sanguínea
    Los compuestos azufradoss de ajo, junto con los nutrientes de la miel, son muy beneficiosos para el sistema circulatorio.
    Ambos Ejercenn un efecto anticoagulante y tonificante de las venas que impiden la formación de desórdenes como la trombosis y las varices.
  2. controla el colesterol malo
    El alicina que libera el ajo crudo cuando es aplastado es una gran ayuda para desintoxicar la sangre y eliminar el exceso de colesterol. También es un remedio muy eficaz para mantener los triglicéridos, un tipo de grasa presente en la sangre, a raya.
  3. baja la presión arterial
    La hipertensión arterial es una enfermedad que pone en riesgo la salud cardiovascular en general
    Para controlarlo de forma natural, se puede comer ajo y miel en ayunas todos los días. Lo mejor es hacerlo por las mañanas, pero también podemos hacerlo cualquier otra parte del día.
  4. reduzca la inflamación
    Se ha demostrado que gran parte de los trastornos crónicos de la salud tienen algo que ver con el desequilibrio en los procesos inflamatorios del organismo.
  5. fortalece el sistema inmunológico
    Las propiedades antimicrobianas y antifúngicas del ajo y la miel son un gran apoyo para la función del sistema inmunológico.
    Ambos aumentan la respuesta frente a virus, bacterias y todo tipo de patógenos que intentan atacar el organismo.

MAS ABAJO TE DEJARE UN VIDEO DE COMO PREPARAR ESTA RECETA..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *